Feeds:
Entradas
Comentarios

cierre.

Existir entre éxtasis acompasados, similares en los trotamundos que recorren a través de círculos invisibles este subcontinente de especias, charas, y Enfield.. uno de ellos genera este dolor manso, me anima a explorar con palabras intensas sensaciones, circunstánciales, iniciaticas y de aprendizaje, serán las ultimas que compartiré con los que crean y dan sentido al espíritu de este Fred Astaire de pies descalzos…

Tocaba abandonar estas tierras de banianos y junglas espesas, de sitares y tablas que embelesan a la luna desde el templo, de Ashrams donde duermen mis deseos, donde las cenizas de los cuerpos celestes caen sobre mi cabello y crean rastros imborrables en este ser que mañana mismo volverá a dormir en las nubes, pero antes tenia que hacer un ultimo ejercicio liberador… matar al gitano, sacar los ojos al fotógrafo, soltar las pesas del luchador, callar la pluma del poeta, encerrar en un sótano al niño fugado, desprenderme del cinturón de penitencia con el que cargaba, sacar de los bolsillos esos pocos sueños que me quedaban y tirarlos a las aguas frías de la madre india. Ir cogiendo lastre, poco a poco, chino chano, tora tora, aflojando el ritmo, y dejar que llegue el suelo, avión a punto para aterrizar..

Hora de eliminar del cuerpo la furia de olores del carril, de empezar asimilar las historias vividas en los bosques con los sadus oscuros, de abandonar estas calles donde la mugre reina y los Rikshaw cantan, de reconocer el poder de la leyenda nacida de la música del cambio, de cesar de bailar al son de esta melodía de violines y sitares, perla sonora de oriente que cuando suena dentro de tu cerebro ya no hay forma de hacerla callar… solo existía una solución posible, resetear el chipset de mi cabeza, sobrescribir el software que tenia en ejecución ahora mismo por otro completamente diferente, uno que guardaba desde hacia tiempo al fondo de la mochila, ese que se llama “Estado Mental Madrid Ciudad”.

Nada como el Rock and roll… nada como los Beatles, cantando esa canción de Get Back..una de las primeras canciones que conocí, por aquel entonces tenia 8 o 9 años y mi viejo hacia tiempo que no vivía en casa, entre sus discos encontré aquella tremenda joya, la aguja del tocadiscos sobre el vinilo, recorriendo una y otra vez la misma canción.. han pasado 20 y se me antoja como la canción adecuada para despedirme.. o para acercarme de nuevo a vosotros.. no se.. quizás no quiera hacer ninguna de esas dos cosas, pero que otra cosa puedo hacer, la partida se ha acabado, la ultima bola yace dentro de la boca del pinball y un jodido letrero lleno de leds vuelve a mostrarme esa frase de “Game Over, Insert Coin.”

Escucho la rumbita del muchachito que dice, “Todo vino y se fue por el camino que vino, todo viene y se va por su propio camino”… Y mientras tanto reflexiono, sabia que todo esto pasaría, sabia que cuando llegara el día de marcharme seria como cuando de pequeño jugaba con mi hermano y los vecinos en el parque y teníamos que volver a casa para cenar, abandonando en el punto mas emocionante nuestras aventuras… así ha sido… ha dado igual que haya exprimido los momentos al ciento veinte por ciento, siento lo mismo que cuando regresaba a casa en aquellos días de juegos infantiles, pero afortunadamente todo estaba previsto, conocía la magia que surge de los finales, es inevitable e inherente a los mismos, sabia que me acabaría pasando… en este hippy end o como empezaba diciendo, existiendo entre éxtasis acompasados. Junto a mis amigas Lottem, Christine y Jana abandonaría esta inefable experiencia, luego desde Delhi cada uno tomaría su propio rumbo, Israel, Francia, Barcelona, y yo a mi amada y muchas veces odiada, Madrid.

Anuncios

Desde que me perdí.. Kevin Johansen

Estuve a punto de acurrucarme bajo el cobijo de mi propio desaliento, a unos metros de la desilusión, siempre prevista y amortizada. Pero recordé aquella canción y decidí escribir, contener las historias que a estas horas tempranas rondan a mil por hora en la autopista de mi cabeza, no va a ser tarea fácil… 6 días, un rio, una vida queda atrás, partida a conciencia desde su centro irracional, afrontar consecuencias, sonreír a los baches del camino, abrir las puertas a la creciente tormenta, desnudo como cuando me perdí, así es como regresaré, sin esquivar ni uno de los pequeños tramites del dolor, al devorador le miro con la ternura del que no aprende, del que no encuentra la fuerza necesaria, a los ojos sin mediar palabra, cara a cara con el rostro detrás de la mascara rota, sin apartar la mirada del final de esta bella alquimia de sueños y perdidas, un cofre, una música, una danza, un destino empujado hasta el final de su propia derrota, con el amor al azar y a las viejas costumbres que me hacen sentirme mayor, como este incongruente amasijos de letras que desembucho sin piedad, recordando con Jimi Hendrix.. salen inevitablemente las pequeñas alas… ojos brillantes llenos de la oscuridad del lago, vuelan a través de la tormenta, sueltan su penosa lluvia, desde las montanas del Valle de Sonmarg donde aparecieron, hasta estos días en las faldas del Shivalik, mensajeras de tempestades por llegar, enseñan desde su reino del silencio, mientras van quitando el barro a los elíseos inventados.

================

Ya he aprendido a cocinar Dhal y Arroz los pilares de su gastronomía, así como dos tipos de salsa con Paneer, y un Veg Masala picante, y también varias versiones de mi apreciado Masala Chai… ir preparando los estomagos que nos lo vamos a pasar bien en la cocina, las recetas las estoy aprendiendo con la abuela como debe ser, en la familia de etta, mi luz del camino… a esa nena tan pequeñita, tierna y bonita, le debo toda la luz y sonrisas de este día de reflexión en las que no tengo todas conmigo.

En el Ashram donde vive mi amiga Christine he visto un delicado nido, con 3 pequeños huevos azules, están por nacer un día de estos… en ellos centrare estos últimos días en lakshman jhula.. quiero ir a las cataratas pero algo me aleja siempre de ellas… ayer estuve colándome a hurtadillas con las ultimas luces del atardecer en el ashram de los beatles.. queria hacerlo sin pagar.. a mi estilo.. a escondidas.. sino que gracia tiene pasear por aquellas tétricas ruinas.. pase algo de miedo al descender las escaleras de esos huevos-casa deshabitados y me gusto.. lastima que al final llegaron los de caqui para joder mi éxtasis de explorador solitario, tuve que pagarles como siempre… putos pesados.

Mucho curro a estas horas de la noche.. el desanimo apalanca un rato, como un buen fly… pero no tira las lineas que necesito sacar adelante…

Es un hueco, una garganta chamuscada apresa sabiamente palabras, las convierte en humo o silencios… hace tiempo fue un hoyo del que no sabia como salir, ahora sonrió como acto reflejo, un guiño a la inmensidad que nos separa, llegan madrugadas de tormentas y noto su cuerpo tan cercano al mío… eso que duerme en mi inexistencia despierta en medio de la noche, bestia incógnita de varios nombres y varios rostros que lucha por ser real, palpita, anhela amaestrar de nuevo mis actos… Vuelvo con ella a sentir la nada completa, la que avisa del paso de las lunas sobre el rió oscuro, disfruto de la sensación de vació, me llenan estos día de ayuno, con la lluvia gritando lo que otros aprenden a callar.

run, desire, run
this sexual being
run him like a blade
to and through the heart,
no conscience
one motive:
cater to the hollow

screaming feed me here
fill me up again
temporarily pacify this hungering

so grow,
libido throw
dominoes of indiscretions down
falling all around in cycles,
in circles
constantly consuming,
conquer and devour.

‘cause its time to bring the fire down
bridle all this indiscretion
long enough to edify
and permanently fill this hollow

screaming feed me here
fill me up again
temporarily pacifying
feed me here
fill me up again
temporarily pacifying

de la 104… de vuelta en Lakshman Jhula, llevo unas horas y la habitación ya pasa del siniestro total… ni en los mejores tiempos cuando conviví con Starosta lograba tal instantáneo y espontaneo desastre a mi alrededor, un colchón encima del otro, con indicios circulares ennegrecidos, yo y las circunstancias incandescentes que me acompañan, la mesita de noche encima del somier para conseguir apoyar el portátil  y que este se encuentre al menos unos centímetros por encima de mí, a fin de no partirme la espalda, la mochila que exploto sin avisar nada mas entrar al cuarto el día que el elixir negro coleteaba entre mis ojos, mis ojos perdidos, como pescando peces invisibles… cruzaba el puente acompañado de una muchacha israelita, la había conocido en el trayecto de tren de Varanasi a Haridwar, elocuencia y charla para salir al paso por estos raíles de periplos comunes, todo por un cigarro o un biddie…

Fue cuando todavía podía articular palabra, aun permanecía consciente, recuerdo acabar la ingestión de las letras junto con el poderoso elixir, todo en una, de repente era yo el héroe que recorría el desierto en busca del grupo Ebano.. corriendo a través del Sahara, recorriendo la África que permanecía oculta, queriendo encontrarte a toda costa, era a ti a quien buscaba, Nadia… y nadie conoce tu paradero, nadie sabe a donde te han llevado.. solo una persona puede ayudarme en la odisea de seguir tu rastro por este desierto…Malik el solitario… habrás cruzado ya el mar Rojo? … fantasías de Vazquez Figueroa que siento en mi piel… como propias… que rápido caen los libros… los kilómetros y los días con sus noches…

La intoxicación avanza y yo la reposo gustosamente en la litera 30 del compartimento S1, con el traqueteo del tren, los sueños de la dormidera y el recuerdo del libro acabado llegare hasta Haridwar en un profundo dormir… esa noche no oía ni a los vendedores de Chai que de madrugada entran en los vagones a grito pelao vendiendo el CHAIIIIIIIII, afortunadamente al llegar a Haridwar, la simpática muchacha me despertó tras varios intentos, esta vez conseguía no pasarme la parada… aunque fuera con ayuda.

En la llegada a Katmandhu atravesé las montanas entre miles de baches en compañía de Teresa Mendoza con su visión de México y de la Andalucía que tanto extrañaba, conocí las leyendas que forjaron las canciones de los narcocorridos… ahora tengo un nuevo libro “el sr de las moscas”… ayer cuando cruzaba el puente colgante de Laksham Jhula una voz gritaba desde un restaurante lejano mi nombre… Who are you??? le contestaba aturdido, estaba en pleno vuelo, muy mareado encima del puente que bamboleaba… efecto placentero pero que no me dejaba reconocer nada fluidamente… al final tras unos segundos interminables me di cuenta de que era Alba… Alba y Charlie… estaban en el lucky .. hacia unos días me despedía de ellos en katmandhu… se habían adelantado, se iban esa misma tarde y tenían preparado un regalo para mi… me encanto… otro libro, lo iban a dejar en la recepción del Lucky… pero por suerte nos pudimos volver a encontrar una vez más, y me lo dieron en persona, quizás les emociono la forma en la que el gitano se estudio la biblioteca de la Tibet Peace Guest House para al irse llevarse a hurtadillas varios de sus mejores ejemplares… Para celebrar nuestro encuentro zampamos un special thali del Lucky y les lleve a que conocieran antes de irse el singular café de la pirámide.

tengo mucho trabajo por delante…no debería estar escribiendo… al menos no este tipo de lineas.. mañana intuyo un día intenso, a lo mejor una visita inesperada… en este hotel.. en esta laxman jhula… nunca se sabe.. Oier… sigue camino a Goa a su segunda casa… ayer antes de salir de viaje cayo enfermo en Varanasi .. aix Varanasi es mucho Varanasi.. yo fui con mi amigo a ver al doctor.. pero el al final este no quiso su receta, así que me la zampe yo toda..que ya sabéis que soy un poco …. 🙂 aupa tabletom!

cinco y media, esta a punto de amanecer en esta calurosa habitación… Varanasi se derrite y esos malditos chupasangres no dejan de acribillarme…

Anoche sin ayuda del Bang caía en lo más lejano de un sueño donde no moría mi padre, resaca de este juego sin final aparente…  que tratas de decirme al otro lado de este espejo lleno de nubes?… ganador y perdedor se confunden, la replica nace de unos ojos que jamás existieron, una noche seca y calurosa se lamenta de la muerte de los tangibles, se ríe el cuervo mientras observa a su hermano sin plumas deambular entre vacas, escaleras, cabritos y porquería acumulada.

2375576453_96db7eb91f.jpg

Las venas espesas y densas de este infierno, visibles para estos ojos que nunca llegan a cerrarse, demasiadas imágenes, siguen acumulándose… pesadillas que llegan con la muerte del viento, asadero de la conciencia, los cuerpos flotando por un vacío manso repleto de soledad, de pequeñas ausencias que se reflejan en la luz que nace al final de este puente… oscuro y colgante, aletargado sobre las aguas que no dejan de correr… por aquí… por allá… bajo mis manos… sobre tu espalda lejana… en este rio de vida y muerte,  en aquel otro océano… en esta realidad que se desmorona en migajas cual templo de las galletas… otro Chai más… y prometo dejar de decir tonterías… de susurrar cosas sin sentido… de enterrar frases bajo piedras que nunca nadie levantará, de andar por callejones perdidos con los ojos cerrados mientras deseo chocarme con la fría pared… para que me vuelva a llevar a ese lugar… al tramo de aquel camino lejano donde me dejaste, para aprender que la virtud de esta derrota nacerá al volver a levantarme, una vez más… en esa limpia cárcel de cristal y cemento… aceptando de nuevo el sabotaje que me impongan los verdugos, gana la banca… no me queda otro remedio que aceptar… al menos por un ratito… como si siguiera durmiendo… como si jamás hubieran despertado las luciérnagas que viven en mi estomago…

p3280826.jpg

“A menudo las imágenes, y las situaciones y las fotos no lo son del todo hasta que llegan los acontecimientos posteriores, como si quedaran en suspenso, provisionales para verse confirmadas o desmentidas mas tarde.” Arturo Pérez Reverte, Extracto de la Reina del sur.

Artista, Blanco, Cesta, Dado, Eva, Falo, Ghat, Hoguera, Justicia, Kilo, Limpio, Nariz, Misterio, Opuesto, Puente, Quieto, Rishikesh, Santo, Tacto, Único, Vaca sagrada, Water Txakurtxua, Yogur, Zapatero…

Seleccionábamos las palabras por turnos, sentados en el suelo mientras esperábamos la cena en el Freedom Cafe. Aquella noche hacia frío y la humedad del gran Ganga que corría impetuoso a escasos metros de nuestra mesa entraba en el cuerpo sin piedad, sus corrientes serenas acariciándonos los ojos mientras aguantábamos las ráfagas de viento que de cuando en cuando atizaban. Pronto desaparecería el invierno de Rishikesh y empezarían a llegar en trombas los viajeros del sur. Tome la iniciativa y seleccione la primera palabra correspondiente a la A, continuo Judith con la segunda letra del abecedario, por ultimo Jana con la tercera, así continuamos hasta completar aquel colgante de palabras, soltadas de una forma rápida, tal y como llegaban a la mente, a bocajarro, lomografias de un instante lejano ya… (servirán para una maratón fotográfica, 25 palabras, 8 horas, imágenes como decía aquel que se quedan en suspenso… hasta cuando nos volvamos a encontrar…)

La vida se colaba calurosamente por las rejas de la ventana de mi cuarto cerca del Ghat de Shivala, ahí afuera un collage sonoro en ebullición constante, el corazón de la ciudad de la muerte latiendo con fuerza… Enciendo un Gold Flake con un poquito de charas taqueadito. Oier esta echándose una siesta en la ciento tres, el bochorno me impide dormir, empiezo a sudar letras que refrescan esta memoria tan cercana al colapso, demasiadas imágenes, todas desenfocadas, como en movimiento.

Algo indescriptible tenia aquella calle cercana al bullicioso Thamel el del tufillo a prefabricado, en esta todo era real..  se mezclaban los aires de misteriosa de bohemia con el olor de los Buff Chowmein y los pinchitos que salian de cada diminuto bar, al anochecer cuando habia uno de los apagones programados , los viajeros que parabamos por esa calle bajabamos a los puestos de te… alli compartiamos experiencias, aprendiamos a duras penas con los duenos de los puestos el Nepali, y nos deleitabamos con el oscuro reguero de sombras que iban desfilando por la calle.. al amor de unas velas y unos chai pasaba el tiempo, y luego de vuelta a nuestro que hacer.. cuando encendian las luces todo el mundo volvia a lo que estuviera haciendo antes del apagon.. en mi caso hoy .. buscar el pasaporte que habia extraviado… creo que se donde puede estar..

cambiando de tema… el viejo me ha dicho que ya esta colgado el programa de sospechos habituales en el que sale la entrevista a este colgado de la parra.. comprender que la entrevista fue antes de salir del viaje, pocos dias antes creo que 3 .. y se nota mi nerviosismo… en otro momento mi pudor me hubiese animado a omitir esta informacion… pero como os quiero tanto canallas …. pues eso … lo comparto… espero que los expertos en blogosfera como el ilde y el agus esten de acuerdo en las cosas que dije… jejej lo lei todo en la wikipedia lo juro…

para escuchar la entrevista y el programa clic aqui…
Seleccionar una vez abierta la pagina la fonoteca, y pinchar en el numero 2 de la misma.. o sea el canal 2… que lo disfruten!